Espacio para uno

• Es indispensable disfrutar de ese espacio individual

Tiempo para sí mismo es vital para enfrentar el día a día

• Las personas trabajan, estudian y cumplen con múltiples responsabilidades pero se olvidan de sí mismas, es por ello que es necesario que tomen un tiempo para estar solas

Angie  López  Arias
[email protected]
Foto: Photos.com

No importa si se trata de leer un libro, escuchar música, someterse a tratamientos de belleza, hacer deporte o simplemente pensar, lo cierto es que todas las personas necesitan de un espacio individual con el fin de que puedan reencontrarse consigo mismas.

Todo se preocupan por el trabajo, el estudio, la familia y demás obligaciones, pero se olvidan de sí mismos hasta que llega un momento en que no pueden más con tanta tensión, por eso tomar un tiempo para disfrutar de la propia compañía es una oportunidad para cargar baterías.

Ese espacio permite que las personas se relajen, retoman su camino, se planteen metas y descarguen el estrés en el que están sometidas, de ahí que se convierta en una gran necesidad vital para tomar fuerza y continuar, de lo contrario, podría ser más difícil vivir placenteramente.

“Un espacio individual es un derecho y una necesidad de toda persona pero en el mundo en que vivimos no se le da importancia que merece. En él la persona carga baterías para enfrentar el día a día y hace lo que le gusta logrando un mejor estado de ánimo”, explicó el psicólogo de Enfoque a la Familia, Luis Diego González.

Disfrute

La idea es que la persona haga lo que realmente le guste y le satisfaga, es como una terapia que permite una mejor condición de salud física y mental al punto que una especia de “medicina preventiva” contra la depresión, también influye para lograr el desarrollo personal.

“Es una necesidad no es antagónico ni tampoco ese espacio se convierte en un enemigo de la familia o la pareja, en la vida hay que tener un equilibrio de las diferentes áreas porque cada una de ellas es fuente de realización y satisfacción. Mi mejor amiga o amigo soy yo, es trabajar por la propia estima”, indicó González.

El especialista comentó que el dedicar un tiempo para sí mismo ayuda en el estado anímico lo que le hace tener una mentalidad más positiva para resolver problemas, reduce el estrés, permite incluso un mejor funcionamiento del cuerpo, y se tiene nuevas energías para retomar todo de nuevo.

Ese espacio individual debe dedicarse a lo que guste y permita la satisfacción, ya sea tener pasatiempos como leer un libro, jugar, coleccionar artículos, hacer actividad física, o bien, recurrir a prácticas de cuidado personal como arreglarse las uñas o el pelo, por ejemplo.

Decisión

El especialista indicó que es necesario que las personas tomen la decisión de alejarse por un momento de la rutina diaria, de lo contrario el ritmo de la vida les absorberá y vendrán las excusas y pretextos como el que no hay tiempo o que hay cosas más importantes que hacer.

“Si se quiere tomar un tiempo individual hay que sacrificar algo, no tiene por qué ser amplio, puede ser por ejemplo dedicarse una hora diaria para sí mismo la cual debe ser respetada por los demás a menos que sea una emergencia, sino no tiene que ser interrumpida”, aseveró.

González comentó que erróneamente, muchos juegan un papel de sacrificados siendo aquellos que ayudan a los demás y le dan apoyo cuando lo necesitan, pero no se ocupan de sí mismos por estar pendiente de quienes le rodean, si silo se dedican a rescatar a los demás, llegará el momento en que se agotarán física y emocionalmente.

“Hay que pensar que si quiero ayudar a los demás primero debo ayudarme a mí mismo y enriquecer mi vida y solo a través de ese espacio individual lo logra. Debemos existir de diferentes maneras: como padres, hermanos, cónyuges y amigos, pero la primera existencia es como individuos, por eso debemos chinearnos y darnos nuestros gustos, es como una bocanada de aire para seguir luchando”, recomendó González.

Hábito

Para el psicólogo, Erick Quesada, ese espacio individual debe convertirse en un hábito porque es una forma en que las personas pueden entrar en contacto consigo mismas en momentos de gran necesidad porque predomina el estrés y la tensión, estas situaciones hacen que se pierdan de vista.

“Vivir bajo estrés y cumpliendo con diversas responsabilidades hace que las personas pierdan de vista lo que quieren, lo que sienten y olviden sus propias necesidades, eso hace que vivan con más tensión y se vuelvan irritables, porque eso es importante recurrir a esos mecanismos”, aseguró Quesada.

El decir que no se tiene tiempo es para Quesada una excusa porque el tiempo existe, simplemente hay que organizarse y priorizar, además, es importante diferenciar entre lo urgente y lo importante para poder establecer que es lo que verdaderamente se puede dejar de lado. “Casi siempre andamos con mil cosas urgentes en la cabeza pero realmente no distinguimos lo que es importante y eso es sacar un tiempo para uno mismo, algunos tienen dificultades para administrar el tiempo y otros rehuyen el contacto consigo, pero es necesario ese reencuentro”, manifestó el psicólogo.

Tomado de www.prensalibre.co.cr

Deja un comentario